Auñamendi Eusko Entziklopedia
Fondo Bernardo Estornés Lasa

Buscador

Home > Auñamendi > ELGOIBAR

ELGOIBAR


Fundación

Fundación. Esta villa pertenece al valle que en tiempos antiguos se llamó Marquina de Yuso. Los habitantes de él, hallándose desparramados por los montes y yermos, recibían muchos males y daños de algunos hombres, y a fin de que fuesen amparados y defendidos, hicieron presente al rey D. Alonso XI la necesidad en que estaban de reunirse en un lugar seguro. Su majestad accedió a esta súplica, y por su privilegio despachado en Valladolid el 20 de diciembre de 1346 les dio licencia para que erigiesen un pueblo cercado y torreado lo mejor que ellos entendiesen para su defensa y real servicio, el cual se llamase Villamayor de Marquina. Para que esto tuviese mayor efecto, concedió a sus pobladores el fuero de Logroño, según tenían los de Mondragón, la facultad de nombrar cada año su alcalde con jurisdicción civil y criminal, así que los demás oficiales del gobierno municipal, y señaló el término que había de tener. El sitio escogido para hacer esta fundación se llamaba campo de Elgóibar, propio de la iglesia de San Bartolomé de Olaso; y como éste era monasterial, o sea de patronato laical, quiso el monarca fundador que las concesiones que hacía se entendiesen sin perjuicio de los derechos y pertenencias de la misma iglesia, cuyo uso reservó para si. También retuvo el rey para la corona real los minerales de oro y plata, así como las ferrerías que se construyesen en su término. Declaró al mismo tiempo que éste, que había señalado, no causase perjuicio a las ferrerías y heredades de algunos con lo que habían ganado hasta entonces, ni a las villas que entonces habían mandado poblar, y lugares que estaban poblados en tierra de Guipúzcoa. Este privilegio fue confirmado por el rey D. Enrique II en las cortes de Burgos el 7 de febrero de 1367 y por el mismo en 10 de agosto de 1379, por D. Enrique III en las de Madrid a 20 de abril de 1391, por D. Juan II en Segovia a 6 de junio de 1407 y en Valladolid a 15 de febrero de 1420, por D. Fernando y D.ª Isabel en Jaén a 15 de octubre de 1489, por D. Felipe II en Madrid a 15 de abril de 1563. Erigida así esta villa, Lope García de Andicano, dueño de las ferrerías de Andicano, por si y por sus sucesores, entró con todos sus bienes en la vecindad de la misma mediante escritura otorgada el 18 de noviembre de 1362. Obligóse además por ella a contribuir con el concejo de Elgoibar en todos los pechos, derechos, facenderas, costas y otras cualesquiera cosas que esta villa tuviese que pagar; como también a obedecer a los llamamientos y emplazamientos de sus alcaldes en la propia manera que todos los demás vecinos. En los primeros tiempos de su fundación conservó Elgoibar el nombre de Villamayor de Marquina, que le impuso D. Alonso XI. Así resulta de la acta de la junta general celebrada en la villa de Getaria en el año de 1397, de la de San Sebastián de 1415 y de la escritura de compromiso otorgada con el valle de Oyarzun en el de 1455. Pero ya en las ordenanzas de la hermandad de Gipuzkoa de los años de 1457 y 1463 sólo se denomina Elgoibar. Desde entonces no se le conoce con otro nombre; es decir, que ha prevalecido el que tenia anteriormente, el paraje donde se fundó.

Ignacio Cendoya Echániz


Images

Our Sponsors